lunes, 31 de mayo de 2010

El viejo aeropuerto de Ushuaia



Fué bautizado por los pilotos como “el portaaviones”, por la escasa longitud de su única pista y porque ambas cabeceras terminaban en las aguas del Canal de Beagle.

Tampoco era una de las pistas más fáciles para aterrizar por su particular aproximación final que se debía realizar, virando sobre la cadena montañosa aledaña a la ciudad de Ushuaia y tomando como referencia el edificio de la gobernación para finalizar el giro, a muy poca altura sobre el poblado y en “final” sobre las aguas del Canal del Beagle para encontrar una cabecera que terminaba abruptamente sobre la orilla de la bahía.

A lo complicado de la aproximación y a la poca longitud de la pista había que sumarle las cambiantes condiciones meteorológicas de la zona, circunstancia que causó varios accidentes e incidentes.



Despegue del DC-4 CTA-3 de la Aviación Naval, al fondo majestuoso paisaje (Foto: archivo Gonzalo Carballo).
AntecedentesComo ya se sabe, el primer avión que llegó a Ushuaia fué un Heinkel HD-24 bautizado “Tsingtau” o “Cóndor de Plata" piloteado por Gunter Pluschow y Ernst Droblow que arribó en 1928.

Luego, en diciembre de 1931 Rufino Luro Cambaceres como piloto acompañado del también piloto Francisco Ragadale arribaron en un avión Waco, quienes, procedentes de Comodoro Rivadavia aterrizaron en Río Grande y Ushuaia. Este fué el primer vuelo argentino que unió el continente con la Isla Grande de Tierra del Fuego.

Los servicios aéreos que adquirieron cierta regularidad fueron los vuelos de la Aviación Naval.
Los aviones primero operaban desde terrenos o pistas hechas a pico y pala por los presidiarios de la cárcel de Ushuaia.
En 1933 el campo aéreo fué el Punta Observatorio, lugar donde comenzó a funcionar como “Estación Auxiliar”.
Al principio eran solamente 400 metros cuadrados de superficie en algunos lugares bastante blanda para que los aviones puedan operar.
Hacia el año 1936 este campo luego se amplió a unas dimensiones de 800 x 350 metros y se pensaba construir una rampa para hidroaviones.

El 19 de febrero de 1933 a las 7.10 horas, se produjo el primer arribo de un avión militar a Ushuaia a cargo de un Vought Corsario de la Aviación Naval, matricula R-61 y piloteado por el Capitán Zar, habían recorrido 2.709 kilómetros en 13 horas y cinco minutos de vuelo, realizando el trayecto en 6 etapas en dos días. La aeronave aterrizó en Punta Observatorio en un campo indicado por una “T” y cuatro fogatas que indicaron al piloto donde aterrizar.


Poco conocida fué la operación del Lockheed Constellation en Ushuaia, he aquí uno de Aerotransportes Entre Ríos (foto: archivo Esteban Raczynski).
En marzo de 1935, luego de realizar un relevamiento aerofotográfico de la Isla de los Estados, un hidroavión Fokker Universal de la Aviación Naval acuatizó en la bahía de Ushuaia, luego de desmontarse los flotadores y ensamblarle el tren de aterrizaje convencional, el avión despegó desde Punta Observatorio con rumbo a Punta Indio, con escalas intermedias en Río Gallegos, Puerto Deseado, Comodoro Rivadavia, Puerto Madryn y Puerto Belgrano.

En esa misma fecha llegaron a Ushuaia seis aviones de ataque Vought V-65F Corsario con el apoyo de un Fleester type 17, unidad al mando del Teniente de Navío Bonnet.

El 22 de enero de 1937 se unió por primera vez la Capital Federal con Ushuaia, se unieron los 2700 kilómetros en 11 horas y media.

En 1939 se iniciaron los vuelos de transportes de los Curtiss Condor, el primer vuelo lo realizó el identificado como 3-Gt-1 a cargo de los Suboficiales Pefaure y Vidal, los vuelos continuaron durante 1940 y 1941 con el mismo tipo de avión y en carácter de experimentales, mientras que los servicios aeronavalaes regulares comenzaron en 1943.

En octubre de 1940 se desplegaron siete avones Vought V-142 A Corsario apoyados por un Curtiss CT-32 Condor.

Entre octubre de 1944 y abril de 1945 se estableció el primer servicio de transporte dentro de la Isla de Tierra del Fuego, se operaba con un avión Martin 139WAN configurado para transportar 3 o 4 personas y pequeñas cargas, los vuelos unían Ushuaia con Río Grande y Río Gallegos.

No solamente se transportaban personas, también fueron pasajeros de los vuelos de los transportes aeronavales alevinos de truchas que volaron en Curtiss Condor desde Bariloche hasta Ushuaia en noviembre de 1944 y castores que fueron trasladados desde Buenos Aires entre el 20 de octubre y 2 de noviembre de 1946.

En febrero de 1945 se asignó en forma permanente un avión naval en Ushuaia, se trataba de un Fairchild 45 matriculado 3-Gc-6, el avión estaba al servicio de la Gobernación de la isla, estuvo en servicio hasta el 10 de junio de 1945, fecha en que se accidentó, quedando de manifiesto con este acontecimiento que este tipo de avión no era apto para operar en esa zona.

Entre el 30 de mayo y el 15 de junio de 1945 se destacó un Curtiss Condor, aeronave que, dada su fragilidad y poca cantidad en servicio fué reemplazada por el más resistente (aunque con menor capacidad de transporte) Martin 139WAN, avión que continuó operando hasta noviembre de 1946.


Presencia aeronaval en Ushuaia, HS-125 0653/5-T-30, al fondo, el viejo edificio construido por la Armada (foto: ushuaiaretro.com.ar).
El AeródromoA partir de 1940 comenzaron los planes de construir el nuevo aeródromo con la cesión de tierras en la zona de Punta Observatorio.
Hacia fines de 1946 el terreno compactado se amplió hasta los 1050 x 20 metros.
El 24 de marzo de 1947 se inauguró oficialmente la Base Aeronaval Ushuaia.
El edificio se inauguró el 28 de septiembre de 1948, mientras que el 26 de septiembre de 1949 el aeródromo adquiere el status de “Estación Aeronaval”.

Las pistas
En 1949 existían dos pistas, ambas asfaltadas, una de 1.200 metros y la otra de 700, para el año 1970 estaban la 03/21 de tierra y 800 metros de largo y la 16/34 de 1.400 metros de asfalto que luego en el año 1987 se amplió a 1.697 metros.
La pista también tenía un pavimento más rugoso que hacía más seguras las operaciones con jets.


Boeing 737-287 LV-LIU, aterrizando, mientras, el Learjet 35 LV-TDF de la Dirección de Aviación de Tierra del Fuego espera su turno para ingresar a la pista (Foto: archivo Gonzalo Carballo)
Los operadores

Aunque la Aviación Naval tenía en funcionamiento su servicio de transportes aeronavales, la primer empresa aerocomercial civil en llegar a Ushuaia fué la companía de aerotaxis PEMA-ENLO y lo hizo en julio de 1947 con un Cessna T-50, que unía las ciudades de Río Gallegos, Río Grande y Ushuaia, posteriormente se incorporaron dos aviones AVRO Anson.

Otra pionera fué Aeroposta Argentina, empresa que a partir de la incorporación del Douglas DC-3 y de la inauguración de los vuelos con este tipo de avión el día 22 de mayo de 1947, permitió a esa companía tener una aeronave más adecuada para llegar hasta Ushuaia, y así fué que el día 9 de junio de 1948 inauguró los vuelos, que posteriormente continuaron con el ente continuador de la vieja “aeropostale”, la nueva Aerolíneas Argentinas.

En marzo de 1950, la empresa volaba a Ushuaia los días domingos partiendo de Buenos Aires a las 8.15 y los días miércoles a las 7.15 horas uniendo la Capital Federal con Ushuaia y Río Grande.
Hacia el año 1955 los servicios se incrementaron notablemente, Ushuaia era destino de varios vuelos de Aerolíneas Argentinas, los lunes, miércoles, viernes y sábados con un avión Douglas DC-3 / C-47 procedente de Trelew con escalas intermedias en Comodoro Rivadavia, Puerto Deseado, San Julián, Puerto Santa Cruz, Río Gallegos y Río Grande; mientras que los días jueves el vuelo también procedente de Trelew con las mismas escalas se continuaba hacia Punta Arenas (Chile).

En agosto de 1960, por ejemplo desde Bahía Blanca se podía viajar a Ushuaia los días martes y jueves, días en que los vuelos finalizados en Río Gallegos conectaban con otro servicio que terminaba en Ushuaia.

El 10 de noviembre de 1961 Aerolíneas inició un servicio regular entre Ushuaia y Punta Arenas (Chile), los viernes se unían estas ciudades con un Douglas C-47 en configuración mixta de pasajeros y carga, este vuelo también tenía conexión con Río Gallegos y Río Grande, el avión partía de Ushuaia a las 11.05, llegando a la ciudad chilena a las 12.10, partiendo nuevamente para Argentina a las 13.00 y arribando a la capital de Tierra del Fuego a las 14.05.

Los aviones Douglas DC-3 / C-47 continuaron operando hasta la incorporación de los Avro 748.
El primer servicio del biturbohélice inglés ocurrió el día 19 de diciembre de 1965 a cargo del LV-HHC que realizó el vuelo AR699, mientras que el último servicio con el venerable DC-3 ocurrió el 22 de marzo de 1966, a cargo del LV-ACP.
En 1967, se incorporaron aviones DC-4 cargueros, siendo el primero en llegar a Ushuaia el LV-AGH, mientras que el último servicio con Avro 748 ocurrió el día 5 de enero de 1970 a cargo del LV-HHC, con el Comandante Ozan a los mandos, este fué el último vuelo de Aerolíneas Argentinas a Ushuaia.


De havilland Twin Otter T-86 operando para LADE, despega desde una pista colmada de nieve!! (Foto: ushuaiaretro.com.ar).
Líneas Aéreas del Estado (LADE), comenzó a volar a Ushuaia a partir de mayo de 1966, como consecuencia de la transferencia de los servicios de Aerolíneas Argentinas, noticia de que se dió a conocer el 21 de marzo de 1966.
Se transfirieron a LADE muchas de las escalas que servía en el sur del país, entre las que se encontraba Ushuaia, y 13 aviones Douglas DC-3 / C-47.
En efecto, el primer vuelo de LADE fué el 1º de mayo de 1966 a cargo del Douglas C-47 matrícula T-12 (ex LV-ACP), casualmente el último DC-3 de Aerolíneas Argentinas que operó en Ushuaia
En esa época la principal pista era la 16-34 de solamente 1.400 metros de longitud con la superficie de tierra compactada, además existía otra de 800 metros (la 03-21).
El 18 de enero de 1969 aterrizó por primera vez en Ushuaia un De Havilland DHC-6 Twin Otter, avión T-82, cumpliendo el vuelo LD189, mientras que el 1º de diciembre de 1969 vino por primera vez un Fokker F-27, avión matrícula TC-71, en vuelo LD202.

Cuando Aerolíneas dejó de prestar servicios en Ushuaia quedaron solamente LADE y la Aviación Naval con su servicio de línea Transportes Aeronavales.

El Arava, LV-MTP de la Dirección de Aeronática de Tierra del Fuego, es famoso en Ushuaia (Foto Gustavo P. Forgioner).
El 5 de abril de 1970 quedó habilitada la nueva pista de la Base Aeronaval Ushuaia de 1.500 metros de longitud, apta para la operación de aviones comerciales y civiles.

El 31 de octubre de 1973 aterrizó en la pista por primera vez un Boeing 737 de Aerolíneas Argentinas, pero se trató de un vuelo experimental a cargo del avión matriculado LV-JMW.

Posteriormente, Aerolíneas reinició sus vuelos, el día 21 de diciembre de 1974 con con aviones del modelo Boeing 737, pero esto fué temporario ya que los servicios fueron interrumpidos nuevamente el 31 de marzo de 1975.

Original sistema para descongelar la pista
En julio de 1976 se informó que se utilizaba maquinaria vial para limpiar la pista de hielo y nieve adaptada de original manera, se incorporó a la misma una turbina Pratt & Whitney de un avión Grumman Phanter, con la que se generaba un chorro de 500º centígrados suficientes para derretir hielo y nieve, descontaminando de esta manera la pista para que las aeronaves puedan operar sin dificultades.

También han operado helicópteros Sikorsky SH-3D 2-H-32 (Foto: autor desconocido - archivo Vladimiro Cettolo).
Récord de vuelo

El 25 de noviembre de 1977 el Learjet de la Gobernación de Tierra del Fuego, LV-TDF realizó un vuelo récord entre Ushuaia y Buenos Aires, unió ambas ciudades en 3 horas 10 minutos, pilotos Mario Marconcini y Miguel Muriel.








Boeing 737-287 advanced LV-LIW (Foto: Jorge Félix Núñez Padín).

La vuelta de Aerolíneas Argentinas

El 10 de febrero de 1984 la Base Aeronaval fué librada al uso público, este hecho posibilitó que Aerolíneas Argentinas vuelva a operar con los Boeing 737 el día 15 de febrero de 1984 con el LV-LIV y continuó volando al viejo aeropuerto de Ushuaia hasta que se habilitó el actual aeropuerto el día 27 de noviembre de 1995.
Curiosamente el mismo avión (LV-LIV) fué el primer aterrizaje comercial realizado en el nuevo aeropuerto el 27 de noviembre de 1995.

La operación del Boeing 737 en Ushuaia
Para la operación del Boeing 737 en la pista de Ushuaia la misma fué señalizada con carteles especiales y unas pirámides a los costados.

Representantes de Boeing se hicieron presentes en Ushuaia para homologar la operación del Boeing 737, recomendaron un tipo de operación especial debido a las dimensiones reducidas de la pista y consistía en que el avión toque en la zona señalizada, si el avión no hacía contacto en ese sector, que se encontraba a 150 metros de la cabecera, había que hacer un escape e intentar nuevamente el aterrizaje.

La operación de este tipo de avión era similar a las técnicas que se empleaba en aeropuertos de los fiordos de Noruega (empresa Braathens Safe).

Durante la escala en el aeropuerto, el avión era descontaminado de hielo, y se lo guardaba en el hangar de la Aviación Naval para evitar que las superficies se llenaran nuevamente de hielo y nieve, como la deriva tocaba la parte superior y no entraba, para solucionar este inconveniente se había fabricado una especie de rampa donde se apoyaba el tren de aterrizaje de nariz que hacía que baje la deriva y de esta manera se metía el avión en el hangar.




Cartilla de escape por falla de un motor (SID), Aerolíneas Argentinas, 17 de octubre de 1988.


Para volar a Ushuaia había solamente un grupo reducido de pilotos, esto tenía el objetivo de que que las tripulaciones mantengan un entrenamiento permanente.

Asimismo, no todos los Boeing 737 operaban en este aeropuerto, sino que solamente lo hacían los que eran del modelo Advanced (Avanzado), y de esos, se usaban preferentemente los últimos tres (LV-LIU, LV-LIV y LV-LIW), ya que tenían mejores performances para operar con pistas cortas por tener diferentes slats, mejor aviónica y otras actualizaciones, además usaban de motores más potentes (Pratt & Whitney JT-8D-9A).

A modo de ejemplo podemos citar que el 19 de febrero de 1988 Aerolíneas Argentinas tenía programados desde el Aeroparque dos vuelos, el AR648 que partía a las 6.30 y el AR656 a las 7.45 horas.




Otra que también voló a Ushuaia, fué Kaikén Líneas Aéreas (Foto: Jorge Félix Núñez Padín), en segundo plano Casa 212 de la Prefectura Naval Argentina.

Accidentes e incidentes

El 6 de septiembre de 1946 se accidentó durante el aterrizaje el Martin 139WAN 3-B-10.

El 29 de febrero de 1956, un Douglas DC-4 matriculado 0277/4-T-2 de la Aviación Naval, aterrizando por pista 16 arranca un ala al impactar contra un montículo de tierra, sin víctimas entre los 56 pasajeros.

El 4 de julio de 1975 el Learjet 24D matriculado LV-LRC aterriza por cabecera 16 en medio de un banco de niebla, el avión se despita ya que la superficie de la pista se encontraba helada.

El 26 de junio de 1977 el Hawker Siddeley HS-125-700 0653/5-T-30 de la Aviación Naval luego de aterrizar por pista 16 sobrepasó la cabecera opuesta (34), avión con daños de importancia.

El día 21 de noviembre de 1979 el Arava LV-MRX de Yacimientos Pretrolíferos Fiscales (YPF) durante una aproximación por instrumentos iniciando el procedimiento por pista 34 el piloto desciende antes de tiempo impactando contra un cerro de la Isla Navarino falleciendo sus 8 ocupantes.

El 31 de marzo de 1982 el Fokker F-27 matrícula TC-75 de la Fuerza Aérea Argentina al servicio de Líneas Aéreas del Estado (LADE) luego de aterrizar por pista 34 se detiene luego de sobrepasar la cabecera 16 quedando apoyado de panza con el tren de nariz quedando suspendido en el aire.

El 15 de mayo de 1984 el Learjet 35 LV-TDF perteneciente a la Dirección de Aeronáutica de Tierra del Fuego con 12 personas abordo, entre las que se encontraba el Gobernador Territorial, se estrelló en aguas del Canal de Beagle durante la aproximación a la Base Aeronaval Ushuaia muriendo todos sus ocupantes. En ese momento había un temporal de nieve sobre la ciudad.
El piloto de la aeronave se comunicó por última vez cuando se encontraba a 5 millas del aeropuerto (8 kilómetros) y en ese momento informó que se encontraba en aproximación visual pues alcanzaba a ver el Canal de Beagle.
La zona de la búsqueda se encontraba ubicada frente a la costa oriental entre estancia Túnel y Punta Segunda.

En 1985 un Lockheed C-130 de la Fuerza Aérea Argentina se dañó al aterrizar por pista 16



Fokker F-28 LV-LOA al borde del abismo (foto: ushuaiaretro.com.ar)


El 13 de julio de 1986 un Fokker F28 Mk.1000 de Aerolíneas Argentinas matriculado LV-LOA, que se encontraba a cargo de tripulación de Líneas Aéreas del Estado (LADE), por encontrarse Aerolíneas en conflicto gremial con sus pilotos, durante un aterrizaje por pista 34 cubierta con nieve resbaladiza se despistó al aterrizar y se detuvo a 5 metros de las aguas del Canal de Beagle, el avión llevaba pasaje completo (65 personas). Luego de este incidente, los pilotos de Aerolíneas Argentinas manifestaron que el Fokker F-28 no es la aeronave más adecuada para operar en Ushuaia pues no tenían inversores de empuje que hacían más seguro el aterrizaje en ese aeropuerto.

El día 13 de septiembre de 1986 el Boeing 737-287 LV-JTO de Aerolíneas Argentinas aterrizando por pista 16 se despista dañándose uno de los motores.

LV-LIU en el agua, se quedó para siempre en Ushuaia (Fotos: ushuaiaretro.com.ar)

El 26 de septiembre de 1988 el Boeing 737-287 LV-LIU de Aerolíneas Argentinas que cumplía el vuelo AR648 entre Buenos Aires y Ushuaia, con escalas en Bahía Blanca y Río Grande se despistó al aterrizar por pista 34 luego de haber efectuado dos toques largos en la pista, quedando a orillas del Canal de Beagle en momentos de condiciones atmosféricas desfavorables con vientos cruzados (y posiblemente de cola), el avión resultó irrecuperable, pues el fuselaje se fractutó en dos partes, en el accidente resultaron heridas 5 personas.

El LV-LIU con su esquema de pintura todo tapado y siendo arrastrado por el risco (Foto: archivo Juan Carlos Rodríguez - Gonzalo Carballo).

El 20 de junio de 1989 el Boeing 737 LV-LIW de Aerolíneas Argentinas próximo a aterrizar por pista 34 a causa de una cortante de viento toca violentamente la pista con el tren de nariz destrozando los neumáticos.

El 4 de abril de 1996 un Merlin III matrícula LV-WLW de la empresa Transky al aterrizar por pista 16 tuvo una ingesta de una abutarda en el motor izquierda, lo que ocacionó el despiste del avión, resultando con daños de importancia.


Bibliografía consulada: “Apuntes de aviación – Ushuaia – Isla Tierra del Fuego” de Jorge F. Vrsalovic, “Historia de la Aviación Naval Argentina” Tomos I y II de Pablo Arguindeguy, Diario La Nación, Diario La Nueva Provincia, Diario El Atlántico (Bahía Blanca), Diario Clarín, Revista Pista 18, Revista Aerodeportes, http://ushuaiaretro.com.ar/, “Aviación Comercial Argentina 1945-1980” – Pablo Potenze Editorial El Cronista Comercial, Revista Mach 1 (Año X, nro.37), Apuntes de Jorge Félix Núñez Padín 28/11/1991 – Depto.Investigación Museo de Aviación Naval.
Agradecimientos: Jorge Félix Núñez Padín, Vladimiro Cettolo, Carlos Abella, Rodrigo Federico Muñoz Regai - Ushuaia Retro- y Esteban Raczynski.

21 comentarios:

DAD dijo...

Gonza, la nota buenisima como siempre!
Una correccion, la carta que mostras, es una SID, no es de aproximacion, es de salida con falla de motor.
Abrazo!

Loud and Clear is not Enough dijo...

Efectivamente, los Fokker Mk 1000 de Aerolíneas no tenían reversores (ni máscaras de oxigeno para los pasajeros). En realidad no estaban homologados para operar en Ushuia como línea aérea regular. Lo hicieron como operación militar, por los pilotos de la Armada, que si tenían reversores en sus F-28.

El accidente del LIU determinó que se instalaran sensores de viento en el aeropuerto para prevenir que una cortante de viento (windshear) te estrole contra el piso en final.
Lástima que tuvieron que esperar que alguno se accidentara para equipar al aeropuerto debidamente. (Aunque "debidamente" hubiera sido un radar Doppler...)

Ballsfull dijo...

Linea Ala, llevo viviendo entre Río Grande y ushuaia 28 años (me trajeron cuando tenía 3). La nota es simplemente estupenda. Si no se enojan, lo voy a publicar en mi facebook. A mucha gente les va a gustar.

Cordiales saludos

Gonzalo E. salasnombreyapellido

Linea ALA dijo...

Gonzalo Salas, publicalo citando la fuente, no problem.

Loud and Clear, gracias por sus conceptos!, muy interesante su blog de fotos & historial de flotas.

DAD, ya mismo corrijo el error por desconocimeinto.

Atte.

Gonzalo Carballo
Línea Ala

Loud and Clear is not Enough dijo...

Gracias Gonzalo, Hay algo más que quisiera comentar, si no te molesta.

Es cierto que casi con exclusividad los B-737 afectados eran "los tres chinos" LIU, LIV Y LIW, super-advanced o advanced '74, pero por un par de años, a fines de los '80, se instauro un servicio de cargueros mixtos, con los B-737-287C JTO y JTD. Se los había acondicionado con red 9G hacia atrás de la puerta delantera izq. hasta un poco antes de la ventanilla/salida de emergencia como compartimiento de cargas, después de un mamparo, se podían acomodar hasta 65 pasajeros y había un pasadizo que te permitía ir del Cockpit hasta el galley trasero (los pibes de hoy dirían "Muy bizarro"). Lástima no tener fotos con las puertas de carga abiertas.
Se hacía Aeroparque - Ushuaia con escalas en Bahía Blanca y Río Grande por razones de autonomía.

Un abrazo L&C

Linea ALA dijo...

Loud & Clear:

Es cierto no lo puse, a pesar de que lo leí por ahí, no estaba serguro si el vuelo llegaba hasta USH.

Me acuerdo de haber visto el avión en BHI cuando volvía del sur, e incluso estuve dentro.

Ahora...

Creo que fueron los LV-JND y LV-JNE que eran los versión convertible con puerta de carga.

Atte.

Gonzalo Carballo
Línea Ala

Loud and Clear is not Enough dijo...

Perdón, Fe de erratas, quise decir JNE Y JND, (siempre tuve problemas con el ND y el TD) Cuando no había carga comercial, que no pasaba muy seguido, había que cargarlo con piedras, como lastre, por peso y balanceo. Eran más pesados, por el piso y el tren de aterrizaje reforzado, tenían los motores de los básicos y menos autonomía.

Si, Ushuaia era la escala principal, traíamos las video-caseteras, de las "caras, pero las mejores"

Saludos, L&C

Nicolás García Deiros dijo...

Con su permiso, quisiera hacer dos pequeñas aclaraciones respecto del segundo comentario, ya que los F-28 sí contaban con mascarillas de oxígeno para los pasajeros, sino no podrían haber sido certificados, y por otro lado, los F-28 de la Armada tampoco cuentan con reversores de empuje (de hecho, ningún F-28 llevó reversores, es una de sus muchas particularidades de diseño). Por todo lo demás, excelente nota, como siempre, y muy interesantes los aportes de los comentarios!

Saludos
Nicolás
elaerodromo.blogspot.com

Anónimo dijo...

La nota esta sensacional y de primera mano. Unica editada en los ultimos tiempos en los blogs del mundo aeronautico.
Lastima este Sr que aparentemente
salio de sus casillas con sus comentarios completamente fuera de lugar cuando el resto vio la nota
sensacional. No precisaba ser tan
desubicado.
Atte y dale con mas notas del Sur.

Anónimo dijo...

Un espectaculo aparte era ver entrar las "chanchas" cuatrimotores de los Electras, muy buenos, temblaba Ushuaia cuando hacian aproximaciòn a la pista.

GUSTAVO DIAZ dijo...

Soy Gustavo vivo en Bs. As. localidad San Miguel y como a muchos jóvenes de nuestro vendito País me tocó hacer el servicio militar en Ushuaía. Cuando despistó el Boing 737 en setiembre de 1988 yo estaba afuera del angar, junto a unos sub-oficiales de la base Aeronaval, que cuando vieron lo largo que tocava la pista comenzamos a correr y para cuando llegamos al final de la pista abía restos de la nave antes de llegar al lago, todos desparramados, yo los empece a juntar y me comí un boleo en el or... que aún recuerdo en fin....no se podía tocar nada hasta tanto se hiciera el relevamiento de lo sucedido, por suerte no pasó nada grave con la gente. Dentro del avion estaban los asientos levantados debajo del fuselaje las mascaras de oxigeno descolgadas y una de las turvinas estuvo para observación un tiempo en el angar de la base, el avion fue colocado detras del angar como se ve en la foto. lindo informe y gracias por haberme hecho regresar en el tiempo... tengo una asignatura pendiente de vida que es regresar algún día a Ushuaía pues recuerdo gratos momentos de este maravilloso lugar hoy por razones económicas no puedo concretar denuevo lindo y gracias por el informe

Clari dijo...

a mi me gusto mucho la nota.. me acuerdo de ese aeropuerto.. mis primeros pasajes a Comodoro Rivadavia los saque ahí.. siempre recordare esa aerolinea y todo lo que nos brindaba

Joseba Gonzalez dijo...

Soy de España y la Semana Santa del 1995 estuve con toda mi familia al completo por Argentina, y aun recuerdo la cara que se les quedó a todos cuando montamos en Rio Gallegos en un Fokker 27 de la Fuerza Argentina hacia Ushuaia. Lo que aun recuerdo fue la aproximacion final del B737 que nos llevaria de vuelta a Buenos Aires. Una aproximacion violentisima y aun recuerdo el despegue y la brutal ascensión. No olvidaré jamás ese aeroopuerto. si alguien tiene mas cosas,,, me encantaria saber
josebaglez@yahoo.es

Linea ALA dijo...

gracias por su comentario Joseba
muy interesante!!

Linea ALA

Anónimo dijo...

YO HICE LA COLIMBA EN LA BASE AERONAVAL DE USHUAIA

Hernan dijo...

Con respecto al comentario del LV-LOA F28 de aerolineas argentinas despistado el dia 13 e julio de 1986, no estaba tripulado por personal de la Armada, lo tripulaba personal de la Fuerza Aerea. Agrego como dato que a raiz de ese hecho, la Fuerza Aerea si hizo cargo de la responsabilidad total de los vuelos que operan en el aeropuerto de Ushuaia. haste ese dia, la Armada controlaba los vuelos de la Marina y la Fuerza Aerea todo el resto del transito aereo. Doy fe de todo esto, porque yo estaba de turno en la oficina de plan de vuelo del viejo aeropuerto el dia del accidente. Junto a mi habia pilotos del aeroclub ushuaia, los pilotos de la gobernacion y el Sargento Velasquez que era el responsable de la seguridad de la aero estacion.
Les dejo un gran abrazo, Hernan!

javier Osvaldo Correa dijo...

Puedo aportar un dato.??
En el año 1988, 28 de dic aproximadamente , por razones que creo conocer muy por afuera , la Base Aeronaval (ARA) , quien prestaba el servicio de Meteorología , deja de hacerlo repentinamente causando asi la paralización de las operaciones en el Aeródromo, imaginense semejante problema.. USU si Meteorología, en ese momento yo me desempeñaba en la oficina de Aro Ais pero mi especialidad primaria era y es meteorología (observ.Meteorologico), por lo tanto solo tuve que agregar una funcion mas y en la vieja oficina de Plan de vuelo comenze a realizar las primeras observaciones, convirtiendome asi en el primer obsevador meteorologico de Fuerza Aérea que prestó Servicios en el Viejo Aeropuerto, en nuestra querida Estación Meteorológica nro 87938.
Gracias por dejarme expresar este pequeño y gran orgullo que a la distancia siento y puedo expresar.

Javier O. Correa
Javier_osv@hotmail.com

Franco Santoro dijo...

magnífico el artículo. no pude dejar de leerlo. también me trajo muchos recuerdos. por ejemplo, de cuando fui con mi abuela a ver el Fokker al aeropuerto en medio de una gran nevada repentina. apenas tenía unos 8 años. viví en Ushuaia entre 1984 y 2008. saludos cordiales, gente linda.

Osvaldo Bobasso dijo...

en marzo de 1973 un DC 4 de Transportes Aeronavales hizo un intento de aterrizaje por 16, quebrándosele un ala. Intentó infructuosamente aterrizar en la pista de tierra y decidió volver a Río Grande, donde aterrizó sin problemas.

soraya marro dijo...

Te ruego que en el epígrafe de la foto del Arava LV-MTP, donde dice: "El Arava, LV-MTP de la Dirección de Aeronática de Tierra del Fuego, es famoso en Ushuaia (Foto: ushuaiaretro.com.ar)" debe concluir con "Foto de Gustavo P. Forgione", ya que la tomé personalmente hace tres décadas, pero dice que es de Ushuaiaretro, incluso tiene una marca de agua con esa leyenda, que deteriora notablemente la foto y pareciera que el Copyright no es mío.
Gracias.
Gustavo P. Forgione
http://aeromag.infored.com.ar

Linea ALA dijo...

Estimado Gustavo.
Gracias por la corrección ya lo estaremos modificando. Desconocíamos el origen. Hace referencia a Ushuaia Retro porque nos la enviaron desde ahí.
Si tiene una copia sin el sello de agua y quiere enviarla, con gusto la cambiamos.
Cualquier cosa estamos en contacto.

Saludos
Fernando